¿Cuál es la situación del transporte colectivo en Bolivia?

La población mundial ha ido incrementando de gran manera. En 1950 la población mundial aproximada era de 2.600 millones de personas, 7.300 millones para el 2015. Se estima que la población mundial llegue a 8.500 millones en 2030. [1]. Este crecimiento viene acompañado de un incremento poblacional exponencial en las ciudades debido a los procesos de urbanización y movimientos migratorios, los cuales ya dejan sentir sus repercusiones. En 1960 la población que residía en las ciudades era de 1.000 millones (33.6% del total de la población), sin embargo, en 2018 esa cifra incrementó a 4.200 millones. (55.3%) [2]. Esta rápida urbanización está ejerciendo presión sobre el suministro de agua dulce, el tratamiento de aguas residuales, el entorno de vida y la salud pública.

Entre los problemas principales que aquejan a las ciudades se encuentra el congestionamiento vehicular, el cual no sólo representa una pérdida de eficiencia en las actividades económicas a consecuencia de las largas esperas en el tráfico, sino que también tiene grandes consecuencias ambientales y para la salud.

El Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 11 (Ciudades y Comunidades Sostenibles) tiene como meta conseguir que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles. Para lo cual necesariamente considera a la problemática del transporte público como un área donde se deben invertir recursos. Específicamente la meta 11.2 busca proporcionar un acceso a medios de transporte seguros, asequibles, accesibles y sostenibles para todos; mejorando la seguridad vial y haciendo énfasis en una ampliación del transporte público.

Por este motivo, en el Atlas Municipal de los ODS en Bolivia, incluiremos un indicador novedoso que mide la situación en la que los municipios se encuentran entorno a los servicios de transporte. El indicador propuesto refleja la disponibilidad de asientos de transporte colectivo. Es decir, la capacidad que tiene cada municipio para transportar de manera colectiva a sus habitantes.

Los datos fueron obtenidos del Instituto Nacional de Estadística (INE), con base en el Registro Único para la Administración Tributaria Municipal (RUAT). Estos datos incluyen el parque automotor por municipio y clase de vehículo entre los años 2003 y 2017.

Durante la construcción del indicador, determinamos considerar solamente a los vehículos que estén destinados al transporte colectivo, es decir que tengan la capacidad de transportar a 10 o más pasajeros. Es por eso que dentro de la clasificación por tipo de vehículos solamente se incluyeron las categorías autobús, microbús y minibús en la construcción del indicador. El análisis considera un potencial de asientos disponibles de 54 para los autobuses, 29 para los microbuses y 14 para los minibuses. [3]

Después de estimar el potencial de asientos disponibles de transporte colectivo dividimos por la población del respectivo municipio para tener la cantidad de asientos disponibles por mil habitantes que el transporte colectivo es capaz de brindar en cada municipio. Este análisis nos permite identificar a los municipios con mayor capacidad de transporte colectivo, ya que solamente los vehículos con mayor capacidad de transporte van a permitir que un determinado municipio se acerque a los umbrales deseados para alcanzar esta meta.

Por otro lado, para las estimaciones de los municipios de La Paz y El Alto, no podíamos dejar de lado los servicios de transporte de Mi Teleférico, funcionales en ambas ciudades, ni los del PumaKatari y ChikiTiti para La Paz, ni Wayna Bus para El Alto. También estimamos el potencial de asientos disponibles para éstos. En el caso de Mi Teleférico, el análisis fue distinto al contar con líneas interurbanas entre La Paz y El Alto. Es por eso que consideramos el número de cabinas de cada línea y la ubicación de cada estación para determinar los asientos disponibles en cada municipio. Por ejemplo, para la línea roja, con 109 cabinas establecidas y tres estaciones, determinamos que un tercio de las cabinas son pertenecientes a la ciudad de El Alto ya que la línea tiene solo una estación (Jacha Q’atu – 16 de Julio) en esta ciudad. La Paz tiene dos tercios del total de cabinas de esta línea (Las estaciones de Taypi Uta – Estación Central y Ajayuni – Cementerio).

La siguiente tabla nos permite ver la distribución de cabinas en ambas ciudades según la ubicación de las estaciones.

 

Tabla 1: Distribución de estaciones y cabinas por línea de Mi Teleférico

Fuente: Elaboración propia en base a datos de Mi Teleférico.

 

El análisis nos permitió estimar el total de asientos disponibles por mil habitantes de Mi Teleférico tanto en La Paz como en El Alto, considerando que cada cabina tiene una capacidad máxima de transporte de diez pasajeros.

Finalmente, las estimaciones de asientos disponibles para el transporte público brindado por el PumaKatari, ChikiTiti y Wayna Bus fueron realizadas de la misma manera que con los del RUAT. Se consideraron el total de vehículos existentes en el municipio: 179 Buses PumaKatari y 30 ChikiTitis en La Paz y 60 Wayna Buses para la ciudad de El Alto. Asimismo, también se usó el potencial de transporte máximo de cada uno de estos vehículos, siendo los mismos de 61, 55 y 82 respectivamente. [4] [5]

El siguiente gráfico muestra los resultados de los diez municipios con mayor cantidad de asientos disponibles por mil habitantes, según el tipo de transporte colectivo. Se puede observar que el municipio de Achocalla en el departamento de La Paz, es el que más asientos disponibles cuenta. Asimismo, la mayor cantidad de asientos disponibles en su mayoría provienen del minibús.

 

Gráfico 1: Los diez municipios con más asientos disponibles por mil habitantes

Fuente: Elaboración propia en base a resultados del ODS 11 para el Atlas municipal de los ODS en Bolivia.

 

Finalmente, usamos la metodología propuesta por SDSN Global para estimar los umbrales de este indicador, la misma usa el promedio y desviación estandar para definir los rangos a partir del cual se considera que un municipio ha alcanzado la meta, está próximo a alcanzarlo, aún tiene grandes retos y tiene importantes retos para alcanzar la meta. Para el caso de Bolivia, el mismo considera que con 93 asientos disponibles por mil habitantes la meta ha sido alcanzada. A pesar de que esta cifra parezca muy baja, los resultados indican que solo un 12% de los municipios de Bolivia ha logrado alcanzar esta meta, 6% está próximo a alcanzarlo, mientras que el restante 82% aún tiene grandes/importantes retos para poder alcanzar esta meta. Si bien iniciativas como Mi Teleférico, PumaKatari, ChikiTiti y Wayna Bus han ayudado a incrementar el transporte colectivo, aún queda mucho camino por recorrer, más aún considerando las tendencias de crecimiento poblacional y migratorias hacia las ciudades.

 

Notas

[1] https://www.un.org/es/sections/issues-depth/population/index.html

[2] https://data.worldbank.org/indicator/SP.URB.TOTL.IN.ZS

[3] El RUAT define a los autobuses como ómnibuses.

[4]  https://www.paginasiete.bo/sociedad/2016/1/17/altenos-evaluan-wayna-bus-destacan-tarifa-critican-ruta-83673.html

[5] https://amn.bo/2019/07/22/el-chikititi-unico-en-su-tipo-y-esta-hecho-a-la-medida-de-la-paz/

_____

*Alejandra Gonzáles Rocabado, Asistente de Dirección, SDSN Bolivia

Los puntos de vista expresados en el blog son responsabilidad de los autores y no reflejan necesariamente la posición de sus instituciones. Esta serie de artículos forma parte del proyecto titulado «Atlas Municipal de los ODS en Bolivia» que actualmente lleva a cabo la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible (SDSN) en Bolivia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *